Mi Blog - Inspiración en palabras

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Isela Paniagua, mariposas

Para cambiar tu vida por fuera, debes cambiar tú por dentro

Mi vida, como la de una hermosa mariposa? Las mariposas atraviesan por un proceso de transformación llamado metamorfosis para completar su desarrollo. La palabra metamorfosis proviene del griego («meta», cambio y «morfe», forma) y significa “transformación”.

Si algo tiene claro ese embrión desde el principio es que su única intención es convertirse en una hermosa mariposa, así que con enfoque y determinación vive cada una de sus etapas, hace todo lo mejor en cada una de ellas, sabe que para salir del huevo hay que golpear hasta quebrarlo, para así poder vivir su etapa de oruga, gusano o larva, en esta etapa se dedica a comer y no come cualquier cosa, es selectiva de lo que va a introducir a su cuerpo, lo cuida con delicadeza, lo hace a la perfección, triturando todo lo que come para no lastimar su delicado organismo.

Después de más o menos cuatro semanas de oruga, gusano o larva,  está lista para su siguiente etapa que se conoce como capullo o crisálida, este proceso es el más duro y aunque tus ojos no lo puedan ver la magia está sucediendo dentro de él, aquí se elimina lo que ya no le servirá para su nueva etapa, se están formando unas fuertes alas que le permitirán volar tan alto como ella quiera, esta metamorfosis lleva tiempo el cual  ella lo vive con enfoque, paciente, perseverante en todo momento bien sabe que era necesario vivirlo pues se ha convertido en una fuerte y hermosa Mariposa.

Además de que me encantan, la verdad es que me identifico mucho con ellas, solo que yo sigo en la transformación, pero tal  como ellas salen del huevo y luchan contra él, un día comprendí que si realmente deseaba experimentar un verdadero cambio en mi vida, debía romper mis propias barreras que me limitaban, tal como el cascarón a la mariposa, asumiendo responsabilidad buscando dentro de mí, mirándome a los ojos y platicando conmigo desde el corazón, para así como la oruga, larva o gusano con enfoque y determinación, vivir cada etapa de mi transformación, he aprendido a cuidar más de mi, siendo selectiva en mi alimentación y también de lo que leo, de las cosas a las que les doy mi atención, he tomado cursos, he ido a conferencias, me he capacitado incluso he dejado de hacer actividades que no suman a mi vida y como el capullo, he vivido intensamente esta etapa, en esta fase he tenido  muchos momentos que no veía avance, me he visto en el espejo para luego decirme pues si te veo igual y peor aún en este momento suele pasar que los que están a tu alrededor te digan, ya deja todo eso, has lo que todo mundo hace, comprate algo, cambia de trabajo, come algo, toma un analgésico etc. lo cual para mi no me causa duda, tan fuertes se han formando mis alas, pues tengo tan clara mi promesa, tan definidos mis sueños y en quien me quiero convertir que como la mariposa estoy lista para volar. 

Por que lo que empezó como un sueño hoy es parte de mi realidad y mis planes, metas y acciones me llevan hacia el.